21 de diciembre de 2015

Despertar


Fotografía original de José Amador Martín Sánchez (10/12/2015)


Despertar


Todo pájaro es un milagro alado
Márcio Catunda


El pájaro de la desnudez
se posa breve en el alar del día.

Pequeño ángel,
indeciso,
húmedo aún en el temblor del sueño,
observando las copas de los árboles
y la luz promisoria de la substancia abierta.

Sus negros ojos atesoran el vértigo
y sus alas,
tibias apenas tras el helor del nido
que aguza las espinas,
trazan el vuelo:
palpitante silencio entre los labios,
entre las grietas de la piel dormida
tras los oscuros besos del reloj.

Tierno pájaro de la piel desnuda,
de la niñez sin horas, sin escuelas,
de la memoria
que intenta renacer en la vejez.

Párvulo ensueño,
frágil arquitectura de un deseo,
escombro dulce
abierto en la crudeza de la luz.

®Soledad Sánchez Mulas



No hay comentarios:

Publicar un comentario